Search
Close this search box.

Fecha

Jun 17 2025

Hora

Evento de todo el día

17 de junio de 1874: Nace Rufino Blanco Fombona

En Caracas nació Rufino Blanco Fombona el 17 de junio de 1874, sus padres fueron Rufino Blanco Toro e Isabel Fombona, vino a este mundo para ser uno de los escritores y políticos venezolanos más destacados a finales del siglo XIX y del siglo XX.

Su primeria y bachillerato las estudió en las instituciones Santa María y San Agustín, logrando su bachillerato en 1889, de allí ingresó a la Universidad Central de Venezuela (UCV) para cursar la carrera de Derecho y Filosofía.

Sin embargo abandonó el programa de formación universitario, para incorporarse en la Academia Militar en 1891, al año siguiente estuvo en la Revolución Legalista, que conllevó a ser el cónsul de Venezuela en Estados Unidos, residenciado en Filadelfia, donde se desempeñó entre 1892 a 1895.

Al volver a Venezuela, estuvo como colaborador en El Cojo Ilustrado, su primera publicación fue titulada con el nombre “Patria”. En 1896 fue agregado en la Legación Venezolana en Holanda, volvió a país nuevamente en 1898, en su estadía en territorio nacional publicó su primer texto: “Trovadores y trovas”.

En 1899, fue cónsul de Santo Domingo en Boston, meses después, el presidente Cipriano Castro lo designó como secretario general del estado Zulia en 1900, allí publicó su trabajo titulado “De cuerpo entero”.

Luego se desempeñó como cónsul de Venezuela en Países Bajos, entre 1901 a 1904, viviendo en Ámsterdam, en 1905 fue nombrado gobernador del Territorio Federal Amazonas, allá se dio cuenta del monopolio comercial del caucho, se opuso y fue detenido por un tiempo en la prisión de Ciudad Bolívar, en su privativa de libertad escribió “El hombre de hierro”.

Al recuperar su libertad, se fue para Europa donde vivió por dos años, hasta que fue derrocado Cipriano Castro, regresó al país donde ganó una curul como diputado, aunque luego criticaría al gobierno de Juan Vicente Gómez, lo que conllevó a ser apresado en La Rotunda por un año.

Luego fue desterrado hasta que Gómez murió en 1936, en ese tiempo vivió en parís, luego en Madrid, siguió escribiendo contra el gobierno venezolano.

Escribió Judas capitolino en 1912, La novela de dos años en 1929, Camino de imperfección en 1933, entre otras obras.

Sus trabajos conllevó a que fuese postulado pata el Premio Nóbel de Literatura en 1925; mientras se desempeñaba como cónsul de Paraguay en Francia, entre 1918 a 1927; fue gobernador de Almería y en Navarra en España entre 1932 y 1933.

Tras la muerte de Juan Vicente Gómez, regresa de su destierro a Venezuela donde fue incorporado como individuo de la Academia Nacional de la Historia. Dirigió el estado Miranda.

Más adelante, lo encomendaron a ser el ministro de Venezuela en Uruguay; en sus últimos años se dedicó a estudiar el legado y la figura de Bolívar.

Falleció viajando a Argentina, estaba llegando a Buenos Aires por cuestiones políticas el 16 de octubre de 1944.

Sus restos fueron enterrados en el Cementerio General del Sur el 8 de diciembre de 1944, luego el 23 de junio de 1975, fueron trasladados al Panteón Nacional.